nacidos sin vida

Nacidos sin vida

Los nacidos sin vida que hubieran alcanzado más de seis meses de gestación deberán ser inscritos en el archivo del Registro Civil y podrán tener nombre. Esta medida, que entrará en vigor este miércoles, 9 de agosto, no tendrá efectos jurídicos.

Declaración de nacidos sin vida

La instrucción, firmada el 31 de julio por la Dirección General de Seguridad Jurídica y Fe Pública sobre la disposición adicional cuarta de la Ley 20/2011, de 21 de julio, del Registro Civil, establece la obligatoriedad de que se inscriban en un archivo del Registro Civil, sin efectos jurídicos, el fallecimiento ocurrido con posterioridad a los seis primeros meses de gestación y antes del nacimiento, pudiendo los padres otorgar un nombre.

Los niños/as fallecidos antes de nacer pero que hubieran alcanzado más de seis meses de gestación deberán ser inscritos y podrán tener nombre en el archivo del Registro Civil a partir del dia 9 de agosto de 2023, aunque esa inscripción no tendrá efectos jurídicos, según publicó el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Además, no solo podrán ser inscritos los nacidos fallecidos, sino que podrán ser registrados todas aquellas defunciones acaecidas con anterioridad a su entrada en vigor siempre que así lo soliciten los padres en el plazo de dos años desde su publicación en el BOE.

El nombre del nacido sin vida

Según la orden del 21 de julio se modifica la del 26 de mayo de 1988 sobre ciertos modelos del Registro civil y se aprueba la Declaración de nacidos sin vida tras los seis meses de gestación (modelo 9 bis) y que se añade a los aprobados por la Orden de 26 de mayo de 1988, que recoge la nueva regulación en esta materia y, en concreto, al artículo 67 y la disposición adicional cuarta de la Ley 20/2011, que regulan el supuesto del fallecimiento ocurrido con posterioridad a los seis primeros meses de gestación y antes del nacimiento.

En estos supuestos, recibido el certificado médico acreditativo ocurrido con posterioridad a los seis primeros meses de gestación, antes del nacimiento, y, por tanto, no cumpliéndose las condiciones previstas en el artículo 30 del Código Civil, el registro civil abrirá el expediente correspondiente en libro físico o en la modalidad digital, según se haya implantado o no en dicho Registro Civil, la Ley 20/2011, de 21 de julio.

E Registro Civil dispondrá de un archivo en el que se conservarán numeradas y ordenadas las declaraciones (modelo 9 bis), firmadas por el declarante y al menos, por dos facultativos, relativas a los fallecimientos ocurridos con posterioridad a los seis primeros meses de gestación y antes del nacimiento, con indicación, en su caso, del nombre a imponer al nacido sin vida.

“Legajo de criaturas abortivas”

El registro tendrá un índice en el que constará el nombre y apellidos de la madre y, en su caso, el del hijo, y se numerará correlativamente, a los efectos de poder facilitar la búsqueda.

Asimismo, a solicitud de cualquiera de los padres se expedirá una certificación en la que constarán los datos del nacimiento, el nombre, y, en su caso, del bebé no nacido.

Para los fallecimientos producidos después de seis meses de gestación pero antes del dia 9 de agosto de 2023, los progenitores tendrán dos años para solicitar su inscripción en el Registro Civil o bien de su domicilio o bien en el que conste archivado el fallecimiento en el “legajo de criaturas abortivas”, donde se localizará la coincidencia de datos del no nacido para su cotejo y posterior inscripción en el “Archivo de nacidos sin vida tras los seis meses de gestación”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio